Gobernación del Guayas responde a denuncias ciudadanas sobre aglomeraciones en lugares clandestinos

Decenas de personas fueron descubiertas dentro de un bar clandestino, camuflado bajo la fachada de una tienda ubicada en las calles Camilo Destruge y Tungurahua, en el sur de Guayaquil.
Siguiendo instrucciones impartidas por el gobernador Luis Chonillo, comisarios de policía y el intendente Carlos Amores, atendieron denuncias ciudadanas que reportaban la presencia de personas dentro de ese lugar. Al ingresar, se constató que junto a la tienda existe un pasillo que conduce a un área donde se
escondía el bar.
“Esta gente usa la modalidad de encubrirse como tienda para contravenir lo dispuesto por el COE Nacional y el Decreto Ejecutivo que entra en vigencia en pocas horas más. Estamos actuando en diferentes distritos junto a los comisarios de policía, a fin de articular mejor los operativos y evitar aglomeraciones y
posibles contagios” sostuvo Carlos Amores, Intendente General de Policía del Guayas. La autoridad procedió con la clausura del sitio una vez evacuado en su totalidad.
Adicionalmente, se realizó el control en varios “restobares”, evidenciando que mientras unos cumplían las normas establecidas, otros superaban el aforo permitido por lo que se procedió a la citación de sus propietarios.
Los controles se intensificarán este fin de semana cuando entre en vigencia el toque de queda.